lundi, décembre 31, 2007

Versículo IV

Je t'aime




Si todo fuera tan fácil como disculparse
Si nada tuviera más importancia como elegir cada mañana qué camisa te vas a poner
Si la vida tuviera mando y antena con los que cambiar de canal o sintonizar de nuevo.

Esmeralda,
Hablo de ella para demostrarme cómo se puede conseguir lo que se quiere sin ser tan lerda y estúpida .
Para no delatarme
Ni siquiera me apetece esconderme
Ni me apetece hablar
No quiero mirarme al espejo...

Me niego a descubrirme a mí misma



Todo resulta tan lógico
Un tópico absurdo
El tópico que te puede traer de cabezas
El miedo a sentir que te alejas poco a poco
El terror de ver cómo te restan sin ni siquiera mirarte a la cara


Si todo fuera tan fácil...


Si pudiera rectificar la representación de mi vida
Si pudiera escribir el guión
Sería absurdo
No tendría la menor excitación para terminar siendo algo interesante


Esmeralda se encandiló con su sonrisa
Esmeralda le robó el aliento
Esmeralda caminó despacio y segura consiguiéndolo
Con solo chascar los dedos lo tuvo a sus pies.
Esmeralda no se queda atontada mirándolo a los ojos
Esmeralda taconea y compra lo que hace ya tiempo que estaba en venta.
Esmeralda brilla en la acera
Esmeralda no necesita pelear por sus deseos
Esmeralda lo tiene, sólo para ella.

Mientras, la estúpida cenicienta sigue llenando el vaso de lágrimas
Lágrimas que ni siquiera se atreve a mostrarle
Lágrimas de sangre y angustia
Lágrimas de celofán con las que los niños en el colegio hacen mariposas de colores
Y son felices
Al menos en apariencia lo intentan ser, hasta que algún adulto feo y regordete de un sopapo suelta a las mariposas de sus manos y salen volando.


Libres pero solas


Me voy a esconder debajo de la cama
Que nadie pregunte por mí
Ni siquiera que me llame
Quiero pensar
Pensar hasta que de mi cerebro salgan chispas.
Quiero llorar y reírme sola
Sola con mi sueño.
Lo voy a raptar solo para mí
Está bien
Conmigo
Solos y felices
Y que el resto de la humanidad se pudra como una manzana roja



¡Ah!¡¡Una última cosa!!
Al cerrar la puerta apaga la luz y recoge el paquetito que está en la papelera.
Es para ti
Hace años que quiero regalártelo pero nunca tuve la fuerza suficiente para hacerlo, no me preguntes por qué, pero ahora es todo tuyo.
Ten mucho cuidado porque todavía sangra
Ha sido atiborrado a sueños e ilusiones y ahora necesita alguien que lo cure.
Si no lo quieres
tíralo contra la pared,
pero si de verdad lo recoges agarralo bien.
Aún se estremece cuando te ve.





...nf...

mercredi, décembre 19, 2007

Je


Mariposa
Silla
Caballo
Escalera
Pisada
Arena
Coche
Enchufe
Sillón
Madera
Roca
Agua
Tecla
Bolsillo
Abanico
Estuche
Camino
Dedo
Azul
Cuerno
Papelera


¡Gané!

lundi, décembre 17, 2007

jeudi, décembre 13, 2007





Carnet de voyage VIII








A las 12 en punto el teléfono empezó a vibrar sobre la mesa de la cocina. El estruendo los despertó y como pudo, ya más despierta, corrió hasta alcanzarlo; suerte que el piso era lo suficientemente pequeño para poder llegar a tiempo.



¡Que dices! Lo siento ¡Sí, si! ¿15 minutos? Perdona ¡Te lo aseguro! Gracias. ¡Muchas gracias!





- ¿Pasa algo?
- La conferencia
- ¿Qué?
- Que va a ser la primera a la que llego tarde
- Jajaja tranquila yo te llevo
- No hace falta, es aquí mismo (decía mientras se ponía el vestido, ya seco)
- Eres muy graciosa cuando tienes prisa
- ¡Ja! Pues resulta que siempre soy graciosa entonces… ¡Ya está!
- ¿Te puedo ir a recoger?
- Mejor, quedamos para almorzar en el italiano de la esquina
- Jajaja vale. Suerte preciosa.
- Gracias mi niño (dijo guiñándole el ojo izquierdo)





Y tras un pequeño beso de despedida comenzó, por fin, su ajetreada agenda de hoy.
Esta vez el edificio era muy antiguo, se notaba demasiado que lo habían restaurado. Pero era indudablemente precioso, exquisito. Lástima que no hubiera tiempo para contemplarlo.
En el segundo piso, junto a un pequeño jarrón de rosas blancas la esperaba Enrique y Susana, que aunque por otro camino, tenían su mismo objetivo.
Dos horas, dos rápidas y excitantes horas pasaron dentro de aquel salón abarrotado de economistas mundiales y un pequeño grupo de futuros emprendedores.
Se debatieron temas diversos, desde la crisis de recursos que afecta a nuestros días hasta las más novedosas organizaciones dentro de la empresa, impulsando como siempre la investigación y el desarrollo de las pymes de las grandes potencias mundiales.
Las conclusiones fueron verdaderamente interesantes, tanto que por lo dicho hoy ya había valido la pena la visita a la capital londinense, pero faltaba otra jornada de exposición que parecía aún más intensa.
A las tres menos cuarto entró dentro del restaurante donde había quedado con Roger.
Estaba allí, impaciente, con dos vasos de cerveza vacíos en la mesa.





- ¿Hace mucho que esperas? (dijo descargando el montón de carpetas y el abrigo sobre la mesa)
- (le respondió con una sonrisa) ¿qué tal te fue?
- Maravilloso (con tono de inmensa emoción)
- Me alegro, ¿de qué hablaron?
- De la crisis de recursos… que raro… pero también se centraron un poco en las pymes, parece increíble, ¿verdad?
- Un poco raro si…
- Jajaja Estuvo bien
- Mira con respecto a lo de esta mañana…
- Mejor olvidarlo, ¿no?
- Si… creo… bueno…
- Vamos a darnos un tiempo hasta que esto termine, ¿de acuerdo? Te agradezco el apoyo y la ayuda… pero no sé si…
- Lo entiendo



Al salir del restaurante cogieron la central line y se sumergieron el Notting hill.

Pasadas las siete de la tarde llegó exhausta al hotel y tras darse un baño relajante y prepararse un buen té bien caliente de melocotón se dispuso a preparar su importante conferencia del día siguiente.


A las 9 sonó el teléfono. Sin saber por qué dudó por un momento en cogerlo, pero lo hizo.

- Hola. ¿Te acuerdas de mí?
- No (respondió muy seca)
- ¿Cómo que no? ¡Soy Pedro!
- Perdón, no conozco a ningún Pedro, seguramente se ha equivocado. Buenas noches.

Con toda la rabia de su ser colgó y apagó el móvil.
Resulta increíble. Ni aunque se vaya al otro lado del planeta me va a dejar tranquila. Necio. No te das cuenta que me das asco, que te odio, que no te quiero ver ni en pintura, que me repugnas, que me das arcadas, que no puedo… que no…

Tuvo que ir corriendo a la taza del váter a vomitar.

Era suficiente por hoy. Comenzó a guardar todos los papeles y se puso la camisa de dormir.
Cuando estaba abriendo las sábanas tocaron en la puerta.

-¡¡¡¡Me cachis!!!!




- ¡¿Quién es?!
- ¿Puedes abrir?
- Jajaja ¿Qué haces aquí?
- Por favor, si no es por mí por la botella de vino ¿le abres la puerta?
- Ya va…
- Gracias baby
- Jajaja ¡¡estás borracho!!
- ¡No! Solo un poco contento
- Anda pasa… no te vayan a llamar la atención.






mercredi, décembre 12, 2007

Método Grönholm

¿Hasta donde estarías dispuesto a llegar por conseguir un puesto de trabajo?

¿Estás completamente seguro que podrías superar a todos tus adversarios?

Siete candidatos con currículos casi impecables se enfrentan por un único puesto de trabajo. Hasta ahí todo normal. Ninguno de ellos se imagina cuánto le va a costar ese puesto.
Ninguno sabe lo que realmente busca la empresa...

Deben superar el método Grönholm. Encerrados en un cuarto deben superar todas las pruebas que les plantean los directivos de la empresa.
El que no esté a la altura se queda fuera.



Diferentes personalidades

Diferentes objetivos

Diferentes cualidades

Diferentes métodos






¿Quién obtendrá el puesto?



lundi, décembre 10, 2007

Oú? Where?









Hija, sigo sin entenderlo
y lo que es peor
sin encontrarlo.

Be simple

No te preocupes amor mío
No te impacientes por mí
Ni te molestes en buscarme
Ni siquiera intentes consolarme


Estoy bien
Estupendamente
Sabes! me hice amiga de la suerte
Salimos de paseo tres veces por semana
Me cuenta sus penas y yo las mías
Y me ayuda
Bastante
Demasiado

Todo sale a pedir de boca
Todo sigue siendo ideal
Aún
Aún sigo
Aún sigo esperando mi final feliz















Hoy me encontré con él en la esquina.
Me miró como nunca lo había hecho.
Lo miré gritándole en la cara que necesitaba ayuda.
Se acercó a mí y sin mediar palabra me preguntó que si seguía confiando en él.


Lo sigo haciendo.
Todos los días.
A cada hora.
A cada segundo.


Me tendió su mano y me llevó a un lugar maravilloso donde nunca había estado.
Me arrastró hacia ese universo escondido que muchos llaman paraíso.
Con su sonrisa me enseñó a contar cada una de las estrellas y con su melodía la partitura más bella.

Versículo III (Noël)





Quizá el recuerdo perdido
Quizá la brisa
Quizá el pasado que siempre vuelve en invierno
Quizá tus ojos
Quizá la botella de champagne de la mesa
Quizá la vela desgastada
Quizá la tormenta
Quizá el despertador que no para de sonar


Por fin he leído el libro de instrucciones de la plancha
Por fin voy a planchar las arrugas que quedaban
Ya está liso
Llano el camino


El turrón caducó
Se cansó de esperar
Pero la música sigue sonando
Para los niños que saltan en la calle
para los ancianos que aún esperan
esperan a que este año sea
o no
o el que viene
o nunca…



Me niego
Me niego a lavar
Me niego a lavar y volver a guardar
Quiero que se quede
Allí
Quieta
La copa
Mi copa
Que te recuerda
Que me recuerda
Lo que fuiste
Lo que soy


Lo único que queda es el aroma
El suave roce de tu cara
La instantánea oscura de la despedida
La palabra que nunca dijiste
La voz que nunca llegué a oír
La tierna caricia que nunca tuve


El mantel sigue mojado
Empapado de lágrimas
Y no hay calor para secarlo
Se queda así
Sobre la mesa
Empapado


Ya no hay esperanza
Ya nadie vuelve
Solo van
Y se quedan
Por siempre


El reloj suena
Martillea el dolor y le clava
Le clava espinas
Espinas cada vez más hondas
Espinas que hacen heridas
Yagas
Dentro
Muy dentro
Martillea y no cesa
No para
Envenena
Mi pena
Se la lleva y vuelve
Como el péndulo del reloj
Se aleja
Y se va…

Se me va…

Mi vida..

No está



Tan cerca y sin embargo tan lejos
Te siento
Te tengo
Pero no te encuentro
Te persigo pero no te puedo abrazar
Te veo pero no te puedo besar

Mi vida nunca ha sido igual
Desde que me dejaste

Sola

Esperando con mi corona
Las palabras que hoy me ahogan


“Te quiero”

mardi, décembre 04, 2007

Paranoias I



El individuo se plantea o consumir el bien 1 o ,por el contrario, consumir el bien 2 ¿Cuál será la mejor opción?


Mientras él se lo está pensando :P

Está bien!

¡Pues sí! ¡Es cierto!





Necesito cariño



y.....






no tiene nada de malo....



¿Verdad?
¡Jopetas! :S

dimanche, décembre 02, 2007

Mi yo interior









Añoro

Añoro tu risa descabellada
Añoro tu pelo mojado
Añoro tus manos
Añoro tu suave tacto cuando me besas
Añoro tus gestos
Añoro tu mirada penetrante
Añoro tu sonrisa complaciente
Añoro tu perfume
Añoro tus palabras rebuscadas
tu acento indiferente
nuestro rincón alejado del mundo
nuestro mundo de golosina y frenesí
nuestra vida
de los dos
de mi vida

Mi vida...

Hoy me despierto y no paro de pensar en verte, en abrazarte, en esperarte, en susurrarte
cómo me explico a mí misma que faltan 30 horas para poder verte
30 horas para poder tocarte
30 horas para poder salvarme
30 horas para tenerte
conmigo

aquí...




Los minutos se acaban y con ellos mi cordura
cordura desarmada por verte
cordura de amarte sin quererte

jeudi, novembre 29, 2007

Simplemente más muerta que viva

lundi, novembre 26, 2007

Mi calvito ^^





Con o cin

En cierto modo te quiero
pero lo que se dice amor
no te quiero con amor
pero en el fondo te quiero
sí, te quiero
pero te quiero cin amor

Carnet de voyage VII

Se despertó por el reflejo del sol en su cara. Estaba tiritando pero su alma estaba tranquila y acurrucada no se sabe donde.
Se levantó cómo pudo. Se colocó el abrigo aún húmedo y sacó el móvil.



- Buenos días
- Buenos días. ¿Qué pasa?
- Estoy aquí, ¿puedes venir a buscarme?
- ¡Pero qué haces! ¿Estás bien?
- Sí. Pero no quiero estar sola, necesito estar acompañada. ¿Puedes venir?
- Ya voy. Espérame en la puerta. ¿De acuerdo?
- De acuerdo. Gracias.


Sin mirar atrás se fue junto a la puerta, con la mente en blanco y la mirada perdida.
Roger tardó poco más de un cuarto de hora. Venía sin afeitar, con la camisa desabrochada y demasiado alterado.

- ¿Estás bien? ¿Segura? ¿Qué tienes ahí? ¿Te duele?
-Tranquilo, tranquilo, estoy bien, estupendamente. Pero ahora no quiero hablar.
-Venga sube al coche






-¿Te importa ir a mi piso? ¿Allí te puedes quedar el tiempo que quieras?

Ella asintió con la cabeza. Seguía perdida en algún lugar.





El piso no era una maravilla, pero era confortable, cómodo y lo mejor, unas vistas que ya quisieran los grandes pisos de lujo. Se podría decir que era bastante bohemio.
Le sorprendió gratamente lo bien organizado que lo tenía Roger.

- Aquí tienes un albornoz y el baño para que te quites todo eso mojado.

Abducida por alguna fuerza superior no pronunció palabra, le dio el abrigo y se metió en el baño.
Abrió el agua caliente, casi hirviendo, y se dejó contagiar por su grito desenfrenado.
Se desenredó el pelo y se puso el suave albornoz verde oscuro.

Al salir del baño observó con un poco más de claridad el piso donde se encontraba, se parecía a… al de…

Una mano la agarró por la cintura y otra le apartó con suavidad el pelo. Su cara se posó sobre su hombro y suavemente la comenzó a balancear. Notaba su suave y aterciopelada respiración en la nuca haciéndole cosquillas. Intentó escapar pero lo que hizo fue darse la vuelta y fundirse, fundirse,….
-Te he preparado un chocolate caliente, te importa que mientras te lo tomas me duche yo, antes no me dio tiempo.
-Por supuesto y no te preocupes tanto por mí, estoy bien
- (Mirándola con cara de ternura le dio un pequeño beso en la mejilla)


Con mucho cuidado de no tirar la taza se acercó a la cama y dejó el chocolate en la mesilla de noche. Luego apagó todas las luces. Y se acercó a la ventana. Aquella vista era indudablemente preciosa. Descorrió las cortinas y regresó a una esquina de la cama.

Con cada sorbo se sentía más relajada, se sentía más en su propia casa. Casi como en la de…





Al salir Roger de la ducha comenzó a gritar buscándola sin recibir respuesta, hasta que la encontró con la mirada puesta en la ventana y la taza de chocolate en su regazo.

- ¿Por qué apagaste la….
- Shsssss , ven conmigo.





Sin rechistar se sentó junto a ella con cierta curiosidad sobre el misterio que escondía.
Ella apoyó la cabeza sobre su hombro y dijo en un suspiro…


- Lo encontré
- ¿El qué?
- Mi lugar
- ¿Tu lugar?
- (de nuevo asintió con la cabeza)
- …
- …
- Me alegro
- (lo miró con cierta confusión y esbozó una diminuta y traviesa sonrisa)


Con una mano colocó la taza de chocolate en la mesa de noche y con la otra la atrajo hacia él. Con cierto temor fue dibujando sobre su mano un remolino de colores y de dulzura, luego continuó por el brazo, por el hombro y finalmente llegó a su cara.
Sólo fue cuando acarició sus labios cuando ella empezó a llorar sin querer, sin sonido y sin una sola lágrima; pero él lo vio todo, y para acallar el llanto bebió cada una de sus lágrimas, acarició cada uno de sus suspiros, destruyó cada sonido de su boca con sus besos y recorrió cada escalofrío como el relámpago de una tormenta.
Sus ojos bebían licor amargo de los del otro. Mano a mano las millas se convertían en centímetros explorados por los besos.

Gota a gota la ciudad se iba despertando mientras que en aquella habitación dos almas se enredaban más y más entre las sábanas.





Cada uno había encontrado dentro del otro un refugio para el infierno.





samedi, novembre 24, 2007

Entonces...

Mi voz amaneció rota
Mis notas se entrecruzan con los suspiros
Mi corazón se encuentra en estado "melancholic"

Hoy el sol brilla tras mi nube azul
¿Por qué me empeño en buscar una lágrima en la arena?

mercredi, novembre 21, 2007

Carnet de voyage VI


El cristal estaba empañado y como acorde del día se oían a lo lejos intensos truenos. Parece ser que el día no estaba muy contento.

El cosquilleo de la moqueta en los pies le hizo recordar que no estaba ni en su cama, ni en su casa, ni en su país. Estaba lejos, muy lejos. Pero tenía que acabar este viaje, todavía quedaba mucho por hacer.
Revisó la agenda que se encontraba sobre el escritorio.
Nada en particular hasta las cuatro.
Daba tiempo.

Preparó un delicioso té de frambuesa y con el mismo abrigo con el que recorrió París estaba dispuesta a salir a su reencuentro.
Al bajar le echó un vistazo al desayuno pero las mariposas del estómago no la dejaban dar bocado, así que dejó la tarjeta en la recepción y salió a la calle.

A pesar de todo era su día de suerte, justo al cruzar dos calles a la derecha encontró una pequeña pero bonita floristería donde compró una rosa…

Su primer regalo, el único testigo de su despedida, el recuerdo que más perduraba en su mente.

La envolvió como si envolviera su propio corazón, con tanto cuidado y recelo que la dependienta no pudo soportar preguntarle para qué la quería.
Tras un silencio y un ligero suspiro la miró con una lágrima bajando por la mejilla y le dijo con voz seca pero tierna:

- Para él.

Ala dependienta le sorprendió tanto la reacción de la clienta que no formuló ninguna palabra más, únicamente el cortés “gracias” al recibir una pequeña propina por su amabilidad y comprensión.


Saliendo de la tiendo tuvo otro genial golpe de suerte y acabó en frente de un taxi libre. Corrió para no mojarse demasiado y simplemente pronunció la palabra mágica para que el taxista le echara una mirada de pena, confusión y lástima. Puso la primera y se perdió entre los coches de la gran urbe.





Abducida se quedó frente a la gran puerta de hierro de la entrada.
No se movía.
Quieta.
Callada.
Con su envoltorio en la mano.
Más callada.
Cerró los ojos y lo único que oía eran las gotas contra el suelo.
Quieta.
Su pie derecho empezó a temblar.
Tenía que dar paso.
Levantó la mirada y se dirigió sin mirar a dónde sus pies la llevaban.

A un metro de distancia paró en seco y con los ojos cerrados no pudo contener un estrepitoso llanto desgarrador.


Cayó desplomada sobre el césped húmedo.















Reptando alcanzó el frío y distante mármol que ahora los separaba. Separaba sus mundos, sus almas.

Y no podía soportarlo.

Paró de llover y se quitó el abrigo tirándolo con rabia contra el suelo. Desenvolvió la rosa con mucho esmero pero sin dejar de llorar. La acercó a su pecho clavándose las espinas y se acostó. Sobre él. Sobre el fragmento de Quevedo que los separaba.



Alma a quien todo un Dios prisión ha sido

Venas que humor a tanto fuego han dado

Médulas que han gloriosamente ardido

Su cuerpo dejará, no su cuidado.

Serán ceniza, más tendrá sentido.

Polvo serán, más polvo enamorado

mardi, novembre 20, 2007

Tal cual

Ojalá fuera ahora el momento para decir lo que siento...


Quizá mañana lo comprenda

lundi, novembre 19, 2007

Versículo I

Salón oscuro, sin luz, sin vida, sin nada.
Caminas a tientas por la senda que te guía.
Camino interno a no se sabe dónde.
Senda guiada por el rugido interior de un alma en pena.

La respiración acelerada se contagia
No se habla
Ni se mira
Ni se oye
El protagonista es el tacto y como copiloto lleva el sentido del olfato.

Las yemas de los dedos rozan con algo
Es algo
Algo caduco y efímero
Pero es algo

Todo en calma, falsa alarma.
Siguen las sombras y la respiración baja de intensidad.
Olor a rosa, a madera, a humedad, a oscuridad
Olor a vida, a esperanza

Vuelves a rozar con algo, pero esta vez con el hombro.
Te toca. Tocas. Lo notas. Lo nota.
Gracioso juego que se convierte en pesadilla.
Se aleja, te alejas.

Llama a la puerta la inocencia.

Entra,
No hay nadie,
Nada,
Nada de nada.


Juega un rato y se va por donde vino, justo cuando la suavidad de una garra le atrapa el cuello. Y la desgarra. De pasión. La desgarra y la tira.



En el suelo de mármol se desangra, ella sola, frente a la fría mirada del olvido.

(inspiración de una conversación sincera ^^)

Iccredevirra. Siéntate

¿Quedarme quieta o correr?
¿Correr o volar?
Quiero asfixiar cada una de mis células con desgarradoras escalas que me hagan vibrar de emoción.
Quiero un mi sostenido
Lo quiero
Ahora
Aquí

¡¡¡Ya!!!


Quiero volar junto a mis manos. Escurrirme entre tecla y tecla y chillar junto a cada nota.


Quiero comer acordes
Saciarme entre compases de garrapateas
Y acabar exhausta en un gran silencio de redonda


Hoy no me hacen falta más vidas que mi propia vida

Echo a correr
Grito
Salto
La música me invade las venas
Soy yo
Soy tú
Soy ella
Soy un gran volcán en erupción


Soy simplemente lo que soy


El viento me ciega
Me ensordece
Me envenena y me da la vida
Mi vida
La vida que quiero
Es esta
Esta
No otra
Sino esta


Deseo
Lujuria
Desenfreno en forma silueta en la ventana
Ventana que se cierra
Se está cerrando
Da un portazo


Me ahogo entre lágrimas de silencio
Gritos que no se oyen
Gritos que nadie oye porque están demasiado lejos



Los altavoces van a reventar
Revientan y yo canto
No canto, grito
Chillo
Soy yo
No otra
Yo soy
Yo estoy
Yo me quemo
Yo me muero
Poco a poco


Quiero
No quiero
Ahora
Me ciego
No veo






Doy vueltas
Como mi cabeza
Más vueltas
Y vueltas
Vueltas
Giro
Giro, giro, giro y giro
Floto
Me rompo
Yo sola


Nadie me ve
Nadie me oye
Nadie me mira
Nadie me comparte








Cierro la ventana y me tiro en el suelo

Pasadas dos horas me despierto con un grave dolor de cabeza

vendredi, novembre 16, 2007

MoMeNtOs...

- ¿nO?

- ¿Qué? ¿Ein? ¿Ein?...

-Einstein!


(Conversación paridosa en clase de Introducción a la Economía de la Empresa entre Miss Cebra y Yo )

jeudi, novembre 15, 2007

Meme : Conóceme a "fondo"

Siguiendo las instrucciones de Edu en "Sueños rotos" Procedo a rellenar mi meme :)

Yo

Tengo: Una vida por delante, cargada de sorpresas y en definitiva ¡Maravillosa!
Deseo: Recorrer el mundo, Tener una graaan familia, una casa en la Manzanilla, protagonizar un musical en la Gran vía, vivir en París, Londres y Berlín, Trabajar en una multinacional, .... (y la lista se extiende hacia el infinito :P)
Odio: Los políticos, Estudiar historia y la gente que me deja de hablar sin tener un porqué.
Le tengo miedo: A vomitar :S
Lloro: Por lo menos una vez al mes
Pierdo:
Necesito: Tener algo que hacer
Le debo:Mi felicidad a los que me rodean y apoyan cada día
Me duele: Tener que renunciar a algo y perder lo que quiero

¿Sí o No?

Tienes un diario: Soy incapaz de completarlo
Te gusta cocinar: Sí! pero a mi manera! ^^
Tienes un secreto que no le hayas contado a nadie: Puede....
Pones tu reloj unos minutos adelantado: Siempre, pero no me funciona, sigo llegando tarde :S
Crees en el amor: Como decirlo.... claro! soy Rachel la bobita! :P
Te bañas todos los días: Sip! 2 veces :D
Te quieres casar: Sí! pero reconozco que me da miedito ...
Te gustan las tormentas: Me gustan cuando tengo a alguien al lado con quien sentarme acurrucada a verla tras una ventana .... soy así.

¿Quién es?

La persona más rara: jajaja yop
La persona más molesta:
La persona que te conoce mejor: indudablemente mi madre! jaja y luego algunos amigos de verdad sea Pauli, Alba, Sara, Samu y más... ^^
La frase que más usas: "0h! Padrito!" célebre, luego "estoy más perdida que un pinguino en un desierto" y cualquier parida del momento :D
Tu grupo favorito: Cualquier grupo teatral :P
Tu mayor deseo: Ser feliz junto a los que más quiero haciendo lo que más deseo.

Otras preguntas

Signo: Leona! jiji
Color natural del pelo: mmm.. castaño tirando a negro
Color de ojos: marroncitos oscuritos!
Número favorito: Number 1
Día favorito: Ya ni sé, cualquiera que sea divertido ^^
Estación favorita: o verano o invierno, los polos opuestos me atraen :P
Deporte favorito: Natación, ciclismo, Baile y Caminar!
Café o té: Thea, of corse!
Montaña o playa: Ambos, dependiendo de mis ganas
Sol o nieve: Ambos, dependiendo

¿En las ultimas 24 horas tu has…

…llorado? no... que raro :P
…ayudado a alguien? mm... no se, a lo mejor si :P
.…comprado algo? Si! una napolitana de chocolate! mmmm
…enfermado? Siiiii, toy media chunga de la garganta
…ido al cine? No :(
…salido a cenar? En las últimas 24 horas no :P antes sip!
…escrito una carta? Casi jaja está en proyecto
…perdido a un novi@? No... creo... :S
.…hablado con alguien que hace tiempo no hablabas? Sí! con una chica que no veía desde hace dos años! ^^
.…escrito en un periódico? No
.…abrazado a alguien? Sí! vivo abrazando a gente jeje
……peleado con un pariente? No, menos mal
…peleado con un amigo? No!!!
…soñado despierto? Estoy las 24 horas haciéndolo

ALGUNA VEZ PODRÍAS…


…comer un gusano? Siiii! y una cucaracha!!! Alguien las sabe cocinar?
…matar a alguien? Creo que no
…besar a alguien del mismo sexo? Si...
…tener sexo con alguien del mismo sexo? No, eso ya no.
…lanzarte de un paracaídas? Siiiiiii! Sin pensarlo!
……cantar en un karaoke? Por supuesto!
…emborracharte? No creo que llegara
……usar maquillaje en publico? Si



Y eso es todo, ahora cualquiera que pueda, que siga con él, vale?

:D Ciaito!

lundi, novembre 05, 2007

Carnet de voyage V

Carnet de voyage I


Carnet de voyage II


Carnet de voyage III


Carnet de voyage IV




Con una ligera sonrisa se despidió de París. Dejó atrás a aquella gran ciudad para empezar una nueva etapa de su recorrido.

Desde la ventana del avión veía como poco a poco perdía de vista la tierra y se adentraba de lleno en el mar. Sobrevolaba las olas, el salitre, el océano…
Apoyó la cabeza en la ventana y con la mirada perdida se acostó en una nube. Una gran nube blanca y aterciopelada. Suave como la seda y dulce como la miel.
Sin quererlo su mente sobrevoló el universo, perdió la noción del tiempo y se detuvo en aquellos momentos, en aquellos olores, en aquellos sabores,… abducida intentaba descifrar sus sentidos, pero era imposible.














Un suave toque en el hombro la tiró bruscamente de la nube y cayó en picado a la cruda realidad.

- ¿Desea tomar algo?
- Eh?...sí, un descafeinado, por favor.
- Aquí tiene.
- Muchas gracias.
- ¿Va a pagar en euros o en libras?
- En euros
- 1 euro
- Aquí tiene




Era justo lo que necesitaba. Algo caliente para despejar la mente. Acabado el café sacó el portátil y comenzó a redactar lo que sería el final de su tan costoso doctorado.




Y allí estaba. En medio de Trafalgar square, radiante, y sintiendo como aquellas eran sus calles, su ciudad, su universo, su vida. Aquel aire fresco la hacía sentir que estaba viva. Que pertenecía al mundo.




Así tuviera que arrastrar la maleta quiso por sus propios medios llegar al hotel. Sentía que debía perderse, lo deseaba. Pero la carne es débil, sin quererlo se encaminó a su lugar preferido, la orilla del lago serpentina. Allí sentada junto a las hojas secas, sacó dos hojas en blanco y comenzó a escribir un par de cartas para su tierra natal. Al firmar en ambas se levantó y muy lentamente salió de Hide Park con rumbo, ahora sí, al hotel.


Esta vez le había tocado la habitación 4008. Al abrir la puerta dejó la maleta, se descalzó sobre la moqueta y se preparó un té bien caliente. Abrió las cortinas, se sentó con las piernas cruzadas en la cama y tranquilamente se puso a contemplar el tráfico, la gente corriendo de un lado para otro, los taxis llevando y trayendo a gente y las guaguas de turistas. Se sentía la persona más afortunada sobre la faz de la tierra.


Transcurrida una hora sonó el móvil. Para su sorpresa se trataba de Roger que la estaba esperando en la puerta del hotel. Dio un brinco y como un remolino bajó las escaleras de dos en dos hasta recepción.

- ¿Qué tal el viaje?
- Maravilloso
- ¿Pudiste llegar fácilmente al hotel?
- Más fácil de lo que yo misma me imaginaba, nunca podré olvidar estas calles.
- Te veo muy bien
- Lo estoy. Jejeje
- Tienes algo preparado para esta noche
- Bueno me gustaría…
- Tengo un par de entradas para…
- ¡Como! ¡¿Cuál?! ¿Dirty? ¿Mary? ¿The Lord? …
- “The sound of music” ¿Te gusta?
- Eres genial


21:00 p.m. . Ya estaba dando brincos frente a la puerta del teatro "The London Palladium", como un niño al que le van a dar todos sus regalos de cumpleaños y que sabe que después le darán un buen trozo de tarta de chocolate y lo mejor, que como es tu cumple… ¡se puede repetir!


Poco a poco se había unido todo el grupo para la mágica velada. Matt había llegado con Ana en un taxi. Luego, Caroline, asombrosa como siempre llegó con un fabuloso recogido de peluquería y un precioso abrigo negro hasta las rodillas. Y por último Paul apareció justo cinco minutos antes con su habitual pelo desaliñado.




Al terminar el primer acto ya todos estaban sobrecogidos. Junto con Ana y Caroline se dirigió al lujoso baño de la primera planta. De camino Ana la agarró por el brazo y guiñándole un ojo y con voz burlona le dijo:

- Y ¿Qué?
- ¿Qué?
- Anoche no pudo dormir pensando en si ir o no a buscarte.
- ¿En serio?
- Si
- Vaya…
- ¿Tú?...
- Necesito tiempo, tú sabes que estoy proponiéndome cambiar mi vida pero no de esa forma, necesito superar una etapa para ir a otra. ¿Me entiendes?
- Sí, pero hay oportunidades que solo aparecen una vez en la vida.
- Y hay desgracias que no tienen que ocurrir en la vida.
- Bueno, piénsatelo. Pero ten en cuenta lo que te he dicho.
- En ese caso, gracias.


23:30 p.m. Se encontraban en un concurrido bar de la capital tomándose un martini y riéndose de las burradas que hacía Paul, no podía evitar hacer de clown, lo llevaba en la sangre y no se cansaba de estarlo haciendo 12 horas al día.


A media noche se despidieron y Matt la acompañó al hotel porque su piso estaba a dos manzanas.
Por el camino hablaron de las diferencias organizativas entre los principales países de Europa y la eficiencia de cada una de ellas. Al pasar por el parque que hacía esquina al hotel él le puso la mano en la cintura y de forma cariñosa le colocó un mechón de la cara.


- Estás más radiante que nunca
- Hay un refrán en mi país que dice que la procesión va por dentro.
- ¿Todavía piensas en ello?
- Algo así no se puede olvidar de la noche a la mañana.
- Sabes que todos estamos contigo
- Lo sé y se los agradezco

Ya en la puerta del hotel se acercó a ella y le dio un beso en la mejilla.

- Hasta mañana
- Buenas noches







Tras un baño aromático se acostó relajada y feliz.


Mañana a primera hora lo iría a visitar por primera vez, ya estaba preparada.

mercredi, octobre 24, 2007

Las pesadillas de mis sueños



¿Llegaremos a volar?





eso espero :S

vendredi, octobre 19, 2007

Las estadísticas no fallan


Un día normal de regreso a mi casa con mis tripas gruñendo al igual que perros rabiosos, me dispongo a subrime a ese transporte público que tanto nos encandila.


Y tras haber ticado y haber soportado ese desagradable pitido que te remueve hasta el alma me fijo con curiosidad infantil en la cabina del conductor de nuestro querido tranvía.


Con la cantidad de ingenuidad que me caracteriza me detengo a leer cada una de las funciones de las palancas que se extendía ante mí, hasta que me detengo que veo esto...







Pero qué significado tiene ¿Se trata de un botón de super emergencia ante un desagradable atropello? ¿Un mensaje escrito en las pantallas del travía en el que dice "por fallecimiento de un cliente suspenderemos esta línea"? ¿Le dará el conductor cuando se encuentre mal y vea que va a chocar o a dormirse? ...


Miles de preguntas revolotean en mi cabeza :S



Supongo que muy amablemente se lo preguntaré a algún conductor (A)

lundi, octobre 15, 2007

...



Saboreas poco a poco la dulzura de la libertad...



Todavía resuenan tus pasos

mercredi, octobre 10, 2007

lundi, octobre 01, 2007

Prometedor

Resulta alucinante cómo poco a poco Disney va consiguiendo lo que en un principio parecía imposible, conseguir trasladarte desde un teatro al interior de cualquiera de sus fantasías.
Ya nos asombró con "La Bella y La Bestia" y ahora espera asombrarnos con los musicales de "Tarzán" y " La Sirenita" .

La pena es que todavía tenemos que esperar para poder disfrutar de estos espectáculos en Europa.

Crucemos los dedos para que pronto podamos viajar al interior de nuestras pelis Disney preferidas ^^






jeudi, septembre 27, 2007

Mi cuadro de Bifrontismo








¿Dónde se quedó Lucía?


¿Dónde se quedó Raquel?


¿Dónde se quedó Juan?


¿Dónde se quedó?


¿Dónde se?


¿Dónde?


...


Ironías de ese maravilloso cuadro de terciopelo que aún sigue colgado en mi cuarto

lundi, septembre 24, 2007

Puede ser



Conchita

jeudi, septembre 20, 2007

Cuestión de gustos...

Un secreto

La razón de mi pasión

El inexplicable sentido de nuestra existencia

Una caricia para cada uno de nuestros sentidos



¿Necesitas pista?




Pasión (órgano EL-90)

mercredi, septembre 19, 2007

Carnet de voyage IV

La verdad es que aquel día fue maravilloso, espléndido y mágico. Muy mágico.
Todo transcurrió entre risas, copas y festejos. Aquello era un Edén. Cada parque era mil veces más bonito que el anterior, tenía mil tipos más de flores y despertaba en ella mil sensaciones cada vez más frescas y tranquilizadoras.
Pero todos los sueños se acaban, y este fue de una forma un tanto brusca.

En la cola para esperar un taxi que los devolviera a los respectivos hoteles su instinto maternal hizo que poco a poco se acercara a un dulce niño sentado en un banco próximo. El niño llevaba puesta una camisa roja a juego con unos bonitos pantalones azul marino. Al mirarla pudo notar con asombro lo curioso de su cara. Sobre unos cachetes sonrojados y llenos de pecas dos perfectos ojos negros pedían a gritos su atención; profundos, hondos y llenos de palabras que el mundo no entendía, pero ella estaba allí para entenderlas (a algo le recordaban aquellas pupilas). Sorprendida por tal avalancha de preguntas y respuestas sonrió plácidamente para ordenar un poco aquel caos.
En ese momento, la madre, una señora bajita con una bonita melena castaña se giró y a regañadientes, con ternura pero con el acento de ligera reprimenda que solo una madre sabe hacer, pronunció aquel nombre que ella ya había olvidado, aquel conjunto de letras que con tanto empeño había borrado de su mente durante todo el día.

Fue entonces cuando su rostro se empalideció y su mente se nubló desbordada de instantes, palabras, miradas, sonrisasmanoscancionespalabrasojospalabrascamisabesoscariciasusurroolorpelopalabrasgestossonrisamiradagritosmiradapalabrasmiradapalabrasmiradapalabras…



- ¿Te encuentras bien?

No pudo hablar. Únicamente un diminuto movimiento de cabeza dio a entender que todo transcurría correctamente. Pero nadie la miró ni se dio cuenta de su mirada de socorro.









22:11 pm París es un derroche de luces y sonidos perfectamente acompasados. Mañana se acaba su estancia aquí, en esta Grand Ville. Mañana emprenderá otro camino, barajará otras cartas y asistirá a más eventos. Mañana verá otras caras y hablará otra lengua. Mañana conducirá de otra forma. Mañana vivirá. O no. Mañana comerá. O no. Mañana dormirá. O no. Mañana soñará…

22:25 pm Su respiración profunda y suave era ya la melodía de la habitación.
Descalzo y de puntillas se acercó. Con una caricia le rodó el tirabuzón que le cubría la cara y delicadamente se fue acurrucando a su lado.

23:00 Silencio.

mercredi, septembre 05, 2007

mardi, septembre 04, 2007

Pasando página



Me asomo a la ventana y veo el futuro en forma de una gran cascada.


Y me tiro



Al vacío.





Soy feliz :)



samedi, août 11, 2007

Miedo... temor... alivio

Como temo que la distancia sea el olvido...


para ti

La razón

Tocó a la puerta

Se oyeron gritos y pasos acelerados

Tras un ruido de desgaste se quedaron frente a frente

Mirándose a los ojos

Todas las horas anteriores pensando en qué iban a decir se evaporaron entre ellos

Una lágrima quiso salir despavorida

Una sonrisa de cariño se dibujó en la comisura de los labios

Cada corazón latía en su propio Appassionato

- Hola
- …
- Vine para…
- No importa


Se fundieron como solo ellos sabían hacerlo y allí derramaron el alma de cada uno. Para siempre. Sus almas se quedaron juntas, a la orilla del mar. Sin miedos.





Para siempre.

lundi, juillet 30, 2007

Alma acabada

La cabeza se colapsa de infinidad de preguntas sin respuesta. Dos hierros se incrustan en la sien no dejando pensar, ni vivir, vi existir; únicamente sintiendo dolor. Su respiración se acelera. Un sudor frío comenzó bajo el cuello pasando por la cara y recorriendo cada trozo de piel. Transformándose poco a poco en un calor sofocante. Su pecho se ve aplastado de ideas sin sentido y de calumnias estúpidas, ciertas pero inocentes.


Corre.



Corre hasta el balcón. Mira hacia abajo y ve el suave manto de dolor. Solo un dolor más grande acabará con e continuo martilleo de cabeza. Así todos podrás derramar las lágrimas que a ella no le quedan. Sus ojos hinchados duelen como espinas de hiedra.



Una única salida.

Acabar con su vida.

Acabar con el dolor.

Todavía me pregunto por qué diablos no lo hizo. Por desgracia no se tiró.

Deseos irracionales

Ahogada en medio de la cocina. Con las manos cubiertas de pescado. La cara desencajada y el rimel corriendo por la mejilla. A su lado la botella verde que siempre la acompaña. Fuera, todo sigue igual. Dentro, un grito desafinado rompe la banda sonora de su vida. Los calderos se rebosan. De fondo un suave tintineo de la lucha entre la cortina y la brisa. Los sollozos se transforman en angustia. Y a su vez la angustia en nauseas.

Sus dedos paran el rítmico son sobre el mantel. Un largo suspiro acaba con el cristal esparcido en el suelo.

Cierra los ojos y no piensa. No quiere pensar.

La mano se desliza muslo arriba. Aprieta los ojos con fuerza. Su aliento ardiente quema en la nuca. La lágrima que con tanto empeño había encerrado en el lagrimal cae descaradamente sobre la mano que le acaricia el pecho. Se para el aire. No respira. Sus labios saben a lágrimas, negros de la pintura de ojos. No puede respirar. Su corazón se para en seco.









Ese grito ensordecedor sale a la luz con el acorde del sonido de su mano contra la mejilla. Salió corriendo y lo dejo todo atrás.




Cuando volvió todo se lo habían tragado las llamas.

lundi, juillet 23, 2007

¿Por qué no?


Carnet de voyage III

Al amanecer el sol dibujó sobre el parquet estiradas y raras líneas. Poco a poco y entre ese juego entre el suelo y el sol se fue despertando. Le dolía horrores el estómago por lo que se levantó y se tomó uno de esos asquerosos sobres que guardaba siempre en el bolso. El dolor no iba a echar abajo aquel día.
Volvió a la cama y se acurrucó entre las sábanas aún calientes. Tras pasar cinco minutos dio un salto y miró el reloj. Faltaban solo 2 horas para la reunión de la mañana y aún tenía que vestirse, bajar a desayunar y encontrar un taxi dispuesto a llevarla a la otra esquina de la ciudad.

Ya a las 9:45 se encontraba en la puerta de la sala de conferencias. El edificio parecía una nave espacial tal y como un ser humano pueda imaginarse. Tenía grandes cristaleras ahumadas, lo que impedía ver lo que ocurría en su interior y muchas, muchas, muchas máquinas que en la vida había visto. Todo se encontraba mecanizado, empezando por el papeleo de la reunión hasta la entrada y salida de los distintos despachos.

Puesto que aún le quedaba un largo cuarto de hora para que comenzara la reunión decidió investigar un poco más por aquella extraña sucursal. El dolor se había evaporado pero de vez en cuando todavía se notaba. Fue hacia la escalera principal y miró hacia arriba. En aquella enorme mole cada mañana debían de apelotonarse miles de personas, cada una con sus problemas económicos, y tras una larga mañana de contabilidades y balances decidirían el futuro del país. Fascinante. Luego se desplomarían en el sofá de su casa y hasta puede que esta misma noche no puedan dormir porque acaban de tener un pequeño retorno y tocará cuidarlo hasta tarde.
Y así poco a poco fue imaginándose la vida de todos los que se cruzaban con ella escaleras abajo.
-“Paco le echaste un vistazo al presupuesto que te di”
- “Lo siento Marta, he tenido antes que realizar el informe para el señor Martínez, te prometo que ahora me pongo”

Seguramente Marta vivirá en una solitaria casa al sur de la ciudad con un amplio jardín y con un bidbull junto al almendro donde su hija Rita tiene colgado su columpio. Paco por su parte está separado y vive en un piso en el centro de la ciudad, aunque acaba de conocer a Patricia y no dudaría irse a vivir con ella y su gato persa a una casa del casco antiguo, siempre y cuando Patricia acepte casarse con él.

Diez escalones más abajo vio aparece a Tomás, un joven empresario que luchaba día tras día en hacerse un hueco en una de las mayores multinacionales del país.

- “Buenos días señoras y señores… Buenos días damas y caballeros, es para nosotros un gran placer… ¡no!… Buenos días señoras y señores, como bien saben hoy en día…”

Así iba derramando el café poco a poco, Tomás. Seguramente hoy tendría que exponer algún balance o alguna nueva estrategia de marketing.


En ese momento sonó el gran reloj colgado sobre le entrada al edificio, eran las diez. Subió rápidamente las escaleras y cuando llegó se encontraban dándoles la bienvenida.

Entre reunión y reunión salió tres horas a dar un paseo y comer algo en un restaurante cercano. Al terminar su última reunión a las ocho de la tarde ya no tenía ganas ni de pensar, ni de pasear. Así que se fue al hotel y se acostó desde que llegó.

Al día siguiente volvió a repetirse casi completamente lo ocurrido 24 horas atrás, aunque esta vez no se le hizo tarde para despertar, se encontraba mucho más cansada y había conocido a un grupo de ingleses muy simpáticos que al terminar la invitaron a tomar algo. El grupo estaba compuesto por Roger, Matt, Caroline, Ana y Paul. Como al día siguiente era sábado quedaron para recorrer juntos algunos de los extensos parques que escondía aquella hermosa ciudad.

Y así fue, tras ponerse sus sandalias y su traje de flores se condujo a “El Arco del Triunfo” donde había quedado con ellos a las 11 de la mañana. Ya en el taxi sonó su móvil y al verlo no reconoció el número pero lo cogió igualmente.

Tras un par de minutos colgó desesperadamente y con una respiración acelerada y una opresión en el pecho lo apagó. Un idiota no iba a estropearle el que seguramente sería un buen día. ¡Nadie iba a estropearle aquel agradable viaje!
La llamada era de un chico mayor que ella que aunque su aspecto denotaba una actitud un poco homosexual desde hacía dos años cuando menos lo esperaba la llamaba siempre de un teléfono distinto para atormentarla, para hacerse notar e intentar una y otra vez tener algo más que amistad con ella. Debido a lo acelerada que iba su respiración comenzó a dolerle la cabeza pero cerró los ojos y pensó, como era cierto, que estaba muy lejos de él y que podía escapar de sus asquerosas garras siempre porque era libre… libre… ¡No! ¡Exacto! Estaba comprometida así que la próxima vez que la llamara le diría que tenía un anillo para demostrarlo y que la dejara en paz de una vez y por todas y…. (Suspiró profundamente)… Que tonta era, ella tenía una protección, él la protegería, él y solo él la salvaría. No tenía más que contárselo la próxima vez que él viniera a verla y ya está… (poco a poco el dolor de cabeza se transformó en una débil sonrisa y se sintió mucho más aliviada)



lundi, juillet 16, 2007

Carnet de voyage II

Las burbujas volaban por el cuarto hasta morir contra el frío cristal del espejo. Un vaivén de ligeras pompas de jabón difuminando la suave luz de la vela que se consumía junto a su pie derecho. Así de sencillo.
Sus dedos comenzaron a desperezarse. Las muñecas. Los codos. Los hombros. El cuello. El pelo. Los ojos se cerraron.



.



.


De forma lenta y fluida balanceaba su cuerpo a la derecha. A la izquierda. De forma continuada. Suave. Controlando en todo momento cada mínimo músculo de su cuerpo.
Abrió la ventana e inspiró. La brisa del agua que corría río abajo hizo liberar a las gotas de agua caliente.
Se estiró y se abrazó a sí misma. Estaba allí.
Sus mejillas se ruborizaron y se encogieron en forma de una diminuta sonrisa.
Volvió a cerrar los ojos e imaginó.
Imaginó.

Recordó

Que todavía estaba allí. Abrazándose. Escuchando..

Escuchando su débil respiración.

Balanceándose

Suavemente

Débil

Simple

Feliz









La suave escala se le introdujo en las venas como fuego. Pero pudo volver a contener su tranquilidad.

Oyó tocar en la puerta pero no abrió, sabía quién era y no quería que la viera de esa guisa, con el albornoz del hotel y en pleno éxtasis de placer. No podía. Le susurró su nombre pero no hizo caso. No. Era demasiado perturbador despertar de una manera tan brusca. Se acercó pero ni se inmutó. Le agarró la mano pero no miró. No.

Su indiferencia se detuvo detrás de ella, junto al escritorio. Callaba y no lo soportaba. El silencio la mataba. La había matado a lo largo de estos cinco años.




Podía notar lo que pensaba, como siempre lo había notado pero nunca se lo dijo.
Sabía lo que quería estando allí. Pero ahora no podía dárselo. Hoy no podía.




Suspiró y negó con la cabeza.

Pensando que no lo reconocía se levantó y se fue.


















Al traspasar la puerta cayó al suelo hundida en su llanto silencioso hasta que se consumió toda la vela.











Necesitaba su silencio.














mardi, juillet 10, 2007

¿Tienes fuego?

Katchup-Ketchup

Un tomate abre la nevera y dice:

- ¿Hay alguien?

Contesta el que está dentro:

-Ah! un tomate que habla!





Inspiraciones repentinas

La cálida luz del atardecer bañaba su pelo rubio.
Había pasado muchas tardes contemplando aquella escena pero ninguna tan especial como aquella.
Los edificios parecían en silencio y la ciudad se había parado únicamente para él.
Levantó su brazo y lo colocó en su cintura como hacía siempre.
Ella apoyó su cabeza sobre su hombro y suspiró.

-¿Qué tienes?

- Nada. Soy feliz.

Bebió un sorvo de café e inspiró también.

- Te echaba de menos

- Lo sé

lundi, juillet 09, 2007

vendredi, juillet 06, 2007

Carnet de voyage I


Erguida, junto a su maleta que le llegaba por las rodillas y con la frente bien alta se encontraba en el hall del mejor hotel de su mejor ciudad, París. Únicamente dando cinco pasos y registrándose en el mostrador comenzaría su nueva realidad y por la que había esperado toda su vida. Sólo una bocanada de aire le bastaba para poder volar hacia el infinito y regresar ilesa. Y lo hizo.
Tenía la habitación 703 con un amplio ventanal donde se observaba con todo lujo de detalles el transcurso del Sena. Al entrar en ella dejó la maleta en la puerta y fue encendiendo las luces de cada habitación, admirando de este modo el que durante cinco días sería su hogar. Luego fue a por la maleta y tras extenderla sobre la gran cama del dormitorio principal sacó una por una toda su ropa y la colocó en el armario hasta que sólo quedaba él. Con suma delicadeza lo desdobló y se lo puso. Se dirigió hacia el espejo de la pequeña sala y como siempre le ocurría cuando se observaba de ese modo, tuvo una repentina inspiración, un deseo irrefrenable. Agarró con furia la llave y de un portazo salió de aquel lugar.
El ambiente estaba helado pero dentro de ella misma un grito ensordecedor la impulsaba a conquistar aquella ciudad, ser dueña de cada rincón, de cada farola, de cada letrero, de cada alma. Se sentía más ambiciosa que nunca. Lo quería todo. Comenzó a andar apresuradamente, se sentía la mujer más poderosa que había sobre la Tierra, estaba allí, con él encima y con sus botas preferidas que había guardado para este momento. Una gélida brisa le azotó su rizada melena y fue en ese momento cuando se acordó, como siempre, de que había olvidado los guantes. Nunca pudo soportar aquella cárcel de lana para los dedos, para ella sus manos eran como los pulmones de su alma, por ellas vivía, por ellas respiraba. Su mayor temor era que una ráfaga de aire las congelara. En ese caso moriría instantáneamente.


En unos minutos todas sus ilusiones volaban “pour le ciel frnçaise” y ella vivía una experiencia tan excitante como conmovedora enredada en cada callejón, con cada olor, con cada mirada. París…Sus pies eran totalmente anárquicos, no tenían en cuenta las ordenes del cerebro. Se dirigía a un lugar. Sabía que era así pero... ¿Donde? Al torcer la esquina una gran plaza se extendía ante sus pies, multitudes de viandantes ante sus ojos. Y sobre su cabeza Notre Dame.


Estaba osucreciendo y el gran rosetón se encontraba bañado de tonos violetas y ocres. Era un verdadero lujo contemplarlo. Se hubiera pasado allí, mirando abobada, horas y horas. Pero alguien no se lo permitió.


A Dominique lo había conocido justo en el momento que lloraba desconsolada por la muerte de su único y verdadero amor. Tuvo que viajar mucho para poder ni siquiera encontrarlo pero gracias a Dominique lo consiguió. Desde entonces él se había convertido en su otra mitad, en su confidente y en su consejero. A pesar de que ella vivía en su país natal y solo podían hablar por teléfono, eran inseparables.


Notó que alguien le cogía la mano y la apretaba con fuerza. Quería hacerlo. Quería bailar con ella allí mismo, sin música ni ensayos, únicamente dejando a la imaginación y a su sentido musical volar como palomas blancas sobre el cielo parisino. Sobre las cabezas de todos. Soltando así un suave perfume de jazmín.


En ese momento comprendió que él estaba enamorado. Pero ella no.

Inspirado por Ima, que consiguió hacerme vivrar con su experiencia e inspiró donde hacía tiempo que no había nada decente :P Besito!

mercredi, juillet 04, 2007

Segundo Acto



Mary Poppins




Peter Pan




Cabaret





Cats

mercredi, juin 27, 2007

Suspiros de hiel

Pienso que la vida es una gran casualidad que lleva injertada dentro de ella infinidad de casualidades que casualmente sugieren otras casualidades más pequeñas pero no por ello importantes. Así, de casualidad en casualidad, nuestra vida avanza a un ritmo vertiginoso tan acelerado que en ocasiones ni nos damos cuenta de ello.
Y fue así, una pequeña coincidencia o casualidad (como prefieras llamarlo) condujo a la otra, hasta que dejé de respirar. Aunque sigo viva. La cuestión fue una página maldita de un libro maldito que me hizo estremecer de tal modo que me vi obligada en primer lugar a releerla varias veces y finalmente escribirla aquí para deleite o disgusto de los que lo lean.



El silencio yacía entre ellos como una desgracia. Era cada minuto más pesado. Por la noche la despertó, ella lloraba en sueños.
Le contó: >>Estaba enterrada. Hace ya tiempo. Venías a verme todas las semanas. Siempre golpeabas con los nudillos en la tumba y yo salía. Tenía los ojos llenos de tierra.
Decías:”Así no puedes ver” y me quitabas la tierra de los ojos.
Y yo te decía: “De todos modos no veo. Si tengo agujeros en vez de ojos”.
Y un día te fuiste y no volviste durante mucho tiempo y yo sabía que estabas con otra mujer. Pasaban las semanas y tú no volvías. Tenía miedo de no verte y por eso no dormía nunca. Por fin volviste a llamar a la tumba, pero yo estaba tan cansada después de un mes sin dormir que no tenía fuerzas para salir a la superficie.
Cuando lo conseguí, tú me miraste decepcionado. Me dijiste que tenía muy mal aspecto. Sentí que te desagradaba terriblemente, que tenía la cara hundida y hacía unos gestos muy bruscos.
Te pedí disculpas:”No te enfades, no he dormido en todo el tiempo”
Y tú dijiste con voz falsa, tranquilizadora:”Ya ves. Tienes que descansar. Deberías tomarte un mes de vacaciones”
Y yo sabía perfectamente qué querías decir con lo de las vacaciones. Sabía que no querías verme en todo el mes porque estarías con otra mujer. Te fuiste y yo bajé a la tumba y sabía que pasaría otro mes sin dormir para estar despierta cuando vinieses y que, cuando llegases al cabo de un mes, estaría aún más fea que hoy y que tú estarías aún más decepcionado.

[…] Apretó a Teresa contra su pecho, sintió su cuerpo que temblaba […] era incapaz de soportar la tristeza de un solo sueño de ella.


La insoportable levedad del ser

mercredi, juin 20, 2007

La Clave, es el silencio entre las notas

Summer has come and passed






Wake me up when september ends...






Siempre nos quedará Beethoven....














¿Lo sientes?










Ahora somos tú y yo las notas












En el silencio










cubiertos.





























Te quiero











Siempre me quedará el silencio.

dimanche, juin 17, 2007

samedi, juin 16, 2007

AL FIIIIIIIIIIIIIIIIIIIN !!!!!





Hay momentos en la vida en los que sin darte cuenta cambias de rumbo, se cierra una etapa.


Pero también hay otros muchos en los que eres conciente de ello.




Ese es mi caso, totalmente conciente de cómo ocurren las cosas me daoy la vuelta y paso la página. Sí señores, los astros, el sol, la luna, la Tierra, el mundo, la gente, el destino, yo misma,... no sé quién es el culpable, pero sinceramente me da lo mismo.




Hoy! 16/06/07




Hoy mismo a las 12:02!!




Llego al fin de una página de mi vida. A partir de ahora seguiré mi camino COMO ME DE LA GANA. Eso significa que voy a HACER LO QUE ME DA LA GANA. Porque nada más y nada menos ME DA LA GANA.




Soy feliz como una perdiz en una calurosa noche de verano en una playa desierta.




Y todo esto porque a parte de graduarme ya terminé con mi jornada de acceso a la universidad. Además me siento bien conmigo misma, en este preciso momento sé las personas que me apoyan y sé a quién o quienes quiero. Todo ello unido a un par de entradas que tengo guardadas para poder usar, a un par de curiosas invitaciones, una pasada jornada irrepetble y unas ganas locas de ser feliz.






Así que gente. Sean felices. Es lo mejor que te puede pasar en la vida. =D






vendredi, juin 08, 2007

Sin

Sin anuncios ni preliminares

Sin eslogan que lo encuadre

La rabia te consume, te remuerde por dentro.
Basta, basta, basta, basta, basta,basta, basta, basta, basta, ¡BASTAAA!......Se acabó

Me encuentro agotada en medio del hueco de la escalera, justo en el momento en que me dicen que la puerta está abierta. No.

¿Qué?

Que no. Que no pienso volver a explicar las cosas dos veces. Que ya el vino está en la nevera.
Que la sopa está servida y los cubiertos en la mesa. Si tienes dudas consulta con la agenda, porque esta que está aquí se queda. Se queda sentada. Y no juego.









Juego. Y no me quedo. Me voy sin despedirme y sin mostrar mi verdad sobre la almohada. Sin decir que estoy harta de que no me entiendan, de escuchar sin ser oída, de ayudar sin respuesta, de sentir sin darse cuenta, de creer en lo que no se crea.
No quiero sin querer queriendo lo que tengo y lo que espero queriendo.






Aquel que lo comprenda, que entienda.



El que no....


Media vuelta.
Me voy.

mardi, mai 29, 2007

lundi, mai 28, 2007

Coreografías de sal

Debido a problemas informáticos no tengo el texto original, pero ahí va algo un poco más extenso de la versión ganadora.
Claudia, ese era su nombre, sus ojos eran esmeraldas que brillaban con su voz y junto a su sonrisa. Solo el suave murmullo del mar la controlaba, la hacía suyo, la amaba. Aquella tarde se encontraba sentada en la alcoba, contemplando el alba cuando una brisa se introdujo en su cuerpo haciéndola tiritar de miedo, de odio, de rabia. Tras varios minutos se vio absorbida casi literalmente por las nubes, por sus manos, por los rayos, por sus ojos, por la brisa, por su sonrisa,… por tu vida, por su vida.
Abrió los ojos, despertó de lo que parecía haber sido un sueño de dos segundos pero con la duración interior de un siglo, se levantó y su mirada buscó el horizonte, pero no estaba. Observó con detenimiento que se encontraba en un cuarto cerrado, con un gran escenario al fondo. No había nada, solo un abrigo colgado en la puerta. Se sentó en el suelo. Su corazón se aceleró cuando la puerta se abrió; ella, de un salto, se puso en pie, se colocó el pelo e hizo que estaba mirando al suelo. Una voz dulce pero ronca le dijo que se sentara y sin mediar palabra obedeció. Las luces se apagaron y la música empezó a sonar. El escenario se iluminó con un rojo intenso y de los laterales aparecieron varias sombras radiantes, felices, serias y negras. Cuando las trompetas eran más fuertes surgió en medio del escenario él, erguido y prepotente, de la nada, de sus sueños. Se estremeció y temió que descubrieran las lágrimas que inundaban su pecho. Continuaron los compases del silencio y las sombras se encarnaron en recuerdos, en ira, en desenfreno, en pasión. Pero llegó el final, se acabó la partitura y el salón volvió a quedar oscuro. En un abrir y cerrar de ojos un foco le nubló la vista. Cuando pudo recuperar la visión se encontraba en un jardín donde pudo escuchar como él la llamaba, y como era normal en ella no pudo resistirse y corrió hacia su encuentro, sin abrir los ojos, tan sólo guiada por sus palabras y su murmullo lejano, pero familiar. Al llegar, cuando sintió las cosquillas de la espuma en sus pies, se desprendió de todo lo que le podía estorbar y se sumergió allí, en él, en sus caricias, en su perfume, en su silencio, en su murmullo, en su pensamiento. Estaban vivos y no podían desprenderse uno del otro, se necesitaban para poder vivir, se necesitaban para poder al menos existir. Al caer la noche se acostó en la arena y contempló contenta el nacimiento de un nuevo reflejo en el firmamento. La Luna aullaba sobre una suave cama de estrellas y le susurraba a Claudia las maneras de poder entender la historia, le explicó que todo había sido un regalo que alguien había pedido para ella. Ante esta declaración Claudia inundó a la Luna con preguntas que no le fueron contestadas siendo la última palabra que pronunció fue “el puerto”, antes de desaparecer para siempre. Claudia, mente pensante cuando las cosas le van mal, le dio mil vueltas a la dichosa palabra, la analizó: “puerto”, “otreup”, “puer.to”, “p.u.e.r.t.o” buscó algún significado en otro idioma…, pero todo fue inútil, no pudo descifrar el secreto y del agotamiento se durmió, en aquella playa, en aquel sueño. Cuando despertó estaba en su alcoba, era de noche y la ventana seguía abierta. Fue a cerrarla pero en el camino notó algo anormal en su cuerpo. Sobre ella tenía el abrigo de aquel salón, su pelo contenía aún la sal del mar y sus manos estaban tatuadas al derecho y al revés de una misma palabra… “puerto”. Movida por la intriga se armó de fuerza y se dirigió hasta la puerta. Alumbrada por la luz de la luna llena, esta vez real, caminó hacia donde la dirigía su instinto y sus extraños recuerdos. El mar rugía excitado y salpicaba su cuerpo con traviesas gotas frías. A lo largo y a lo ancho sólo se podían divisar barcos, veleros… pero no había nadie. Sin quererlo, mientras caminaba, su mente se vio acosada por la melodía de aquella música del salón y sin poder contenerse giró, saltó y gritó. Justo entonces pudo sentirse ella misma y supo que aquel era su sitio, su lugar, su vida. Cerró los ojos, inspiró, se giró hacia el mar y pronunció unas palabras:




“Vivir quiero en tu corazón, morir en tus brazos y que me entierren en tus ojos”

Y así ocurrió, las olas se levantaron y con la forma de un abrazo eterno la acurrucaron, la mimaron, sin dejarla escapar. Allí durmió, allí descansó, con sabor a sal, junto a su corazón de algas teniendo como casa un coral y como jardín el rosal que se escondía tras la mirada del dios del mar. Solo unos pocos aventurados han dicho que es el reflejo de la luna llena en la mar de la noche. Pero eso no importa. No tiene la menor importancia. Porque ella es feliz. Ella fue feliz. Y siempre lo será.

Texto ganador de Narrativa A
Concurso Literario Cabrera Pinto
PD: Gracias especialmente a Samu por su consejo y su insistencia para que suba el texto. BESITOS!





mercredi, mai 23, 2007

lundi, mai 21, 2007

Miradas indiscretas



Mientras Olivia poco a poco iba quedándose dormida, Javier la observa y veía en ella a la misma joven de la que se enamoro.

En un charco

No vengas ahora. (No vengas ahora,aunque es de noche.)
Huye.
Hay días malos, días que crecen
en un charco de lágrimas.
Escóndete en tu cuarto y cierra la puerta y haz
un nudo en la llave,
y mírate desnuda en el espejo, como
en un charco de lágrimas.

A la orilla del mar me persigue tu boca
y retumban tus pechos y tus muslos me mojan las manos,
en un charco de lágrimas.

Me acuerdo que una vez me mordiste los ojos.
Se te llenó la boca de pus y hiel;
pisabasen un charco de lágrimas.

Despréciame.
Imagíname convertido en una rata gris,
sucia, babeante, en un charco de lágrimas...


Blas de Otero